Maguey

En Rancho El Tinieblo plantamos y cosechamos todo el maguey utilizado en la creación de nuestro mezcal. Debido a la inseguridad y la situación socio-política de la región la cultivación del maguey se detuvo durante una década lo cual resultó en un crecimiento salvaje y abundante, esperando el mejor momento para reiniciar este proceso único.

Para asegurarnos de que nuestro mezcal esté lleno de sabor y sea un producto premium, esperamos pacientemente que nuestro maguey salvaje madure antes de cosecharlo.

Respetamos mucho el tiempo del cultivo de nuestros magueyes y por cada planta cosechada, plantamos 25 más.

 

jima esp.jpg

Cosecha

 

El agricultor que cosecha el maguey es referido como el cortador.

Conjunto de frutos que se recogen de la tierra en la época del año en que están maduros

Durante la cosecha, nuestro maestro mezcalero Don Baltazar, conocedor tanto del maguey como del proceso, hábil en la identificación de los tiempos precisos de maduración, se asegura que cada lote dé como resultado un mezcal refinado.

 

coccion.jpg

Cocción

 

La etapa de cocción es un esfuerzo colectivo, equiparable a cocinar una comida entre amigos cercanos.

En Rancho El Tinieblo todos los trabajadores se reúnen alrededor del horno de tierra para asistir en el cocimiento de las piñas, sobre la madera, las rocas y la tierra. Esta etapa se presta para compartir conocimiento e historias satisfaciendo el alma y a la inteligencia de los involucrados.

A medida que llega la noche, el pozo es cubierto de yute y tierra, para reposar bajo el cielo estrellado del desierto Tamaulipeco.

 

molino.jpg

Molienda

 

El Tinieblo se apega a la tradición del molino de tracción animal egipcio, o Tahona para moler el maguey.

Anteriormente nuestro molino fue impulsado por un equipo de caballos, pero nuestra preocupación por la seguridad de los animales y nuestra mano de obra, impulsó al rancho a buscar una manera nueva e innovadora de molienda. Desde entonces hemos fabricado nuestro propio caballo mecánico con un motor eléctrico para hacer girar nuestra roca monolítica de una tonelada y así machacar nuestro maguey cocido.

Esto nos ha llevado a la vanguardia de la tecnología en la etapa de molienda y en el proceso del mezcal artesanal, por ende, tiene el beneficio de ser más higiénico y eficiente.

fermentacion.jpg

Fermentación

 

 El Tinieblo respeta la tradición prehispánica del proceso de fermentación, permitiendo que las levaduras naturales en conjunto con el aire ayuden a iniciar el proceso de principio a fin de nuestro maguey molido, el cual descansa en tinas de madera de roble al aire libre.

Esta diligencia ofrece un momento de tranquilidad en el rancho, por lo general ajetreado en las ocupaciones colectivas, al esperar que las bacterias hagan su trabajo.

Con cuidado, trasladamos el maguey molido a mano dentro de barriles. A pesar de ser intenso en mano de obra, es a partir de este momento donde se deriva el complejo y rico sabor del producto final. Los sabores de: maguey tostado, azúcar caramelizada, frutos tostados, flores, vegetación y tierra, dan vida a nuestro mezcal.

destilacion.jpg

Destilación

 


El proceso tradicional de destilación en cobre es tomado como un tiempo para agradecer la generosidad de la tierra, ofreciendo las primeras gotas de mezcal destilado a ella.

Este ritual es parte de cada destilación y ha sido llevado a cabo por generaciones. Los conquistadores españoles introdujeron este proceso a los nativos mexicanos, quienes creían que el mezcal purificaba el alma liberando el cuerpo de espíritus malignos.

El mezcal se convirtió rápidamente en un producto valioso para el comercio entre las tribus indígenas locales en Tamaulipas, así como en todo México.

embotellar.jpg

Embotellado

 

El proceso de embotellado en El Tinieblo es tan artesanal como el propio líquido. Comenzamos con botellas de vidrio reciclado soplado a mano. La etiqueta de 100% algodón es hecha en una prensa de impresión de los años 30 para sellar nuestros logotipos y grabados. Cada unidad es embotellada a mano y sellada al calor por nuestros embotelladores residentes.

Cada botella también está claramente categorizada y numerada por número de lote, tipo de maguey y porcentaje de alcohol.

SENTIMOS UN GRAN ORGULLO EN NUESTRA PRESENTACIÓN; DE ADENTRO HACIA AFUERA.
sorbo.jpg

Beber

 

Beber El Tinieblo es una experiencia única. Los rituales establecen que el mezcal debe de ser tomado tranquilamente con una jícara tradicional (vasija pequeña, generalmente de loza), veladora o cualquier recipiente de boca abierta, acompañado con rodajas de naranja y sales a base de insectos hechos a mano.

Nuestro Mezcal se disfruta mejor compartiéndolo entre amigos ya sea derecho o en los diversos cócteles con Mezcal El Tinieblo.

 

¿Estas listo?